fbpx
INFERTILIDAD

MI HISTORIA CON LA INFERTILIDAD. CAPÍTULO 4

Gossa fue sin duda uno de mis mayores apoyos.
Ella me obligó a levantarme en cada una de mis caídas

Aquí estoy de nuevo para contaros el que fue nuestro tercer tratamiento de Reproducción asistida en el Hospital Vithas Nuestra Señora de Fátima en Vigo. Descubrir a la Dra. González nos cambió por completo la vida. Sin ella y todo su equipo médico estoy convencida de que Tiago no sería hoy una realidad.

Como sabéis en el segundo tratamiento conseguimos vitrificar 2 ovocitos y quedamos en que haríamos otro tratamiento con el objetivo de conseguir más para tener varios con los que ir a transferencia.

Mientras hacíamos estos tratamientos, en una de las analíticas que me pidió mi endocrina, salieron muy elevados los valores de cortisol y tuvimos que descartar que hubiera algún problema en las glándulas suprarrenales.

Una vez que nos quedamos tranquilos porque solo había sido un susto a causa del estrés, mi ginecóloga decidió introducirme un medicamento nuevo «Testogel» (testosterona) para dar un impulso a los ovarios con baja respuesta a la estimulación, como era mi caso.

Iniciamos tratamiento y con el paso de los días comprobamos que mis ovarios no estaban respondiendo como se esperaba así que, por segunda vez, cancelamos extracción. Pero esta vez como había un folículo que estaba creciendo más que el otro, la ginecóloga nos dio la fecha probable de ovulación para mantener relaciones y ver si ocurría un milagro.

Justo el primer mes que nos pauta relaciones va la regla y se me retrasa, y no sólo eso, sino que yo me encontraba fatal con síntomas tal cual de una embarazada (náuseas, hambre descomunal, mareos…), por lo que mi cabeza empezó a soñar con la idea de que pudiera estar embarazada. Pero no ocurrió el milagro y el 3 de junio (el día del cumpleaños de mi abuela) la regla hizo acto de presencia hundiéndome por completo.

En el vídeo de mi canal de Youtube os cuento con más detalle cómo me sentí y os hablo de qué es lo que decidimos hacer cuándo nuestra doctora nos habló de tener que recurrir a la Ovodonación.

Muchísimas gracias por leerme. Como siempre dijo está prohibido fijar límites, luchad por vuestro sueño porque los milagros ¡sí existen!.

¡Si queréis ver nuestro día a día podéis seguirnos en Instagram!.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Privacidad y cookies: este sitio utiliza cookies. Al continuar utilizando este sitio web, aceptas su uso. ACEPTAR

Aviso de cookies